embarcaderoevangelistr

Aunque era algo ya conocido por mis compañeros hace días, (porque ya lo habíamos compartido en correos privados), no he tenido tiempo hasta hoy para sentarme y hacer lo propio con vosotros, desde estas entradas que me están uniendo a muchos amigos de la Comunidad Hispana. Embarcadero, a través de Allison Di Lauro, me envió también una […]

embarcadero_tools_day_peru

Con el verano ya tan cerca y esa tranquilidad propia de las fechas, la Comunidad, nuestra Comunidad, se da una pequeña siesta y no existen demasiadas novedades y publicaciones que resaltar o llevarse a la boca. La mayoría de los blogs de habla hispana cerramos nuestras ultimas entradas resaltando la salida de Embarcadero de Andreano y quedaron los titulares como una fotografía, todavía clara y nitida de nuestra inquietud.

A fin de cuentas, creo que era un tanto justo que fuera así. Andreano ha sido durante muchos años una persona que ha conducido la activad pública de Embarcadero para la Comunidad Latina y no le han faltado las muestras de afecto por parte de todos.

Pero… no os preocupe demasiado ni os inquiete nuestro devenir como Comunidad.

Tengo muy claro que seguiremos avanzando. El tiempo, sabio, acabará sepultando las entradas con nuevas redacciones y volveremos a nuestra vida, de la misma forma que los frutales brotan nuevos tallos sobre las podas del invierno.

ByeBye

A todos nos ha pillado por sorpresa la triste noticia: Andreano dice adiós a Embarcadero.

El mismo nos lo comentaba a través de uno de sus blogs.

http://www.andreanolanusse.com/en/bye-bye-embarcadero/

Coincido con mis compañeros en que hoy es un día triste para nuestra Comunidad y desde este blog, participando del mismo sentimiento e inquietudes, quisiera darle las gracias públicamente a Andreano, por el gran apoyo a la Comunidad Hispana que ha supuesto su trabajo en las distintas presentaciones, videos, recursos escritos y en general su presencia en la red desde hace tantos años.

Nos acercamos vertiginosamente a las últimas semanas del año…

No… no tengo demasiado que contar. Por un lado, como ha ocurrido también en años anteriores, a medida que nos vamos acercando a la Navidad, las actividades van cayendo progresivamente en un profundo letargo, adormecidas, y la gente anda más concentrada en otras penurias y quehaceres. Yo mismo, por poner el ejemplo de la persona que mejor conozco, :-D he tenido que hacer un esfuerzo extraordinario para abrir esta entrada, pues encuentro mas gozo en la lectura de un buen libro que empezar a narrar cuitas que en estas fechas solo leen cuatro transeúntes perdidos. :-) Quizás por el frío, que invita a ello, quizás porque están al caer unas fiestas entrañables o que se yo… pero lo cierto es que hoy realmente destacaría de la semana, la única noticia que me ha parecido realmente importante.

He tomado la costumbre desde hace bien poco, de iniciar una entrada bien comienza la semana e ir añadiendo al borrador los enlaces y pequeños comentarios para luego poder recordarlos. Así que tenía varias anotaciones escritas, de las cuales, hay algunas que me parecen interesantes. Antes, rebuscaba mientras iba escribiendo, y no siempre recordaba todo. Y quizás porque uno se hace mayor, va cambiando la estrategia :-) (este año he descubierto mas curiosidades, entre otras, que tengo que alejarme la documentación para poder enfocar con claridad…) :-D

Para empezar, sobra comentar que casi todo lo que he podido leer de nuestra comunidad, ha girado alrededor del lanzamiento de Rad Studio XE, o bien comentarios de algunas novedades, o bien los anticipos (dar a conocer la fecha) de lo que van a ser las presentaciones en los países que forman parte del mapa de futuras “ventas” para Embarcadero.

Tenemos algunas novedades…

Embarcadero inicia la semana con la promoción pública de las nuevas características que van a incorporarse al próximo relaease de Rad Studio, a través de una campaña de videos y artículos en blogs de la comunidad. Los videos han sido traducidos a varios idiomas por lo que, como viene siendo habitual, el español nos llega de la mano de Andreano Lanusse.